//
estás leyendo...

Book Lovers

Perdido -literalmente- en un laberinto de libros

Vista superior del laberinto de libros

Vista superior del laberinto de libros

Los artistas brasileños Marcos Saboya y Gualter Pupo hicieron realidad  la frase “perderse en un buen libro” ya que construyeron un enorme laberinto con 250.000 libros. Esta instalación artística, llamada aMAZEme será exhibida hasta el 26 de agosto en una muestra en el Southbank Centre, en Londres. Los artistas se inspiraron en el escritor argentino Jorge Luis Borges, por lo que el laberinto pretende recrear con su forma las huellas dactilares de Borges. Sin duda Saboya y Pupo rindieron un hermoso homenaje al escritor que un día señaló: “Siempre imaginé que el paraíso sería algún tipo de Biblioteca”

 

El hecho que esta magnífica instalación esté siendo exhibida en Londres no es casual, ya que se relaciona con los Juegos Olímpicos. Justamente el Festival de Londres  2012 -lugar donde se puede encontrar esta obra- es parte de las atracciones para turistas y fanáticos del deporte. Pero, volviendo al laberinto de libros, les puedo contar que su construcción demoró sólo 4 días, ya que se contó con la ayuda de voluntarios que se inscribieron previamente para participar de este trabajo.

Los niños hasta pueden correr por sus pasillos

Los niños hasta pueden correr por sus pasillos

La obra estuvo concluída el 31 de Julio, fecha a partir de la cual el público ha podido visitarla y jugar a perderse entre los libros. Pero eso no es todo, ya que dentro de esta masa de textos e información  los visitantes pueden encontrarse con algunas sorpresas, como por ejemplo: unas pantallas instaladas en los muros que despliegan imagenes de citas literarias y objetos artísticos asociados a la literatura. Adicionalmente, varios autores  están leyendo sus libros dentro del laberinto “añadiendo  vida al proyecto a través de la tradición oral” según acota  uno de los artistas que diseñó el trabajo.

Justamente, el objetivo de los artistas es que  los aventureros que se atrevan a entrar en este laberinto descubran nuevas texturas, imagenes y emociones mientras está inmerso en este mundo de libros. Por eso, al final de la exhibición, el público es invitado a llevarse consigo cualquiera de los libros -usado o nuevo- como recuerdo de esta inigualable aventura literaria.

Asómbrense con estas hermosas imagenes.

Ella es una escritora que lee al interior del laberinto, dispuesta a contar sus historias a los quienes transiten por él

Ella es una escritora que lee al interior del laberinto, dispuesta a contar sus historias a quienes transiten por él

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Naturalmente los niños se han visto muy motivados a recorres este grandioso laberinto

Naturalmente los niños se han visto muy motivados a recorres este grandioso lugar

 

 

 

 

 

 

El trabajo se hixo con todo tipo de libros: donaciones de textos usados, e incluso algunos nuevos

El trabajo se hizo con todo tipo de libros: donaciones de textos usados, e incluso algunos nuevos

Numerosos voluntarios trabajaron durante su construcción, que duró 4 días

Numerosos voluntarios trabajaron durante su construcción, que duró 4 días

Estupendas tomas superiores

Estupendas tomas superiores

 

 

Discusión

2 Respuestas a “Perdido -literalmente- en un laberinto de libros”

  1. Excelente iniciativa, sobre todo porque podemos hacer realidad lo que en tantas aventuras hemos leído, eso de estar en un laberinto es genial y más aún cuando las paredes son libros que te hacen volar mucho más lejos.

    Escrito por Leopoldo Bustos (@polobustosd) | agosto 6, 2012, 5:12 pm

Trackbacks/Pingbacks

  1. […] Continúa en http://www.leamosmas.com/2012/08/perdido-literalmente-en-laberinto-de-libros […]

Deja un comentario

Síguenos!

Facebook Twitter Pinterest Tumblr LinkedIn

Suscríbete al Newsletter de Leamos Más

* = campo obligatorio

powered by MailChimp!